7 min

Situación actual del mercado de frutos tropicales y exóticos

Nuevos Cultivos
Producción Vegetal
España es la única productora de este tipo de frutos de la UE, y nuestra renta de localización nos permite llevar una oferta de gran calidad a un mercado en expansión
Papaya Palmerillas


En este artículo se analiza la situación actual del mercado de frutos tropicales y exóticos, las perspectivas de crecimiento y demanda del mercado y los retos y oportunidades que se nos presentan bajo la óptica de analistas del sector (Revista Mercados) y empresas productoras y comercializadoras (ANECOOPFRUIT GROWING QUALITYTROPS) que participaron en un webinar organizado recientemente por Plataforma Tierra

Las importaciones de la UE de frutas tropicales y exóticas se han doblado en la última década. En Países Bajos, que es la principal puerta de entrada de frutas importadas a la UE, se ha producido un aumento del 68 % de las importaciones de frutas exóticas entre 2015 y 2020, destacando especialmente el incremento en pitaya, litchi y fruta de la pasión

En mercados mayoristas españoles como Mercabarna también se han observado estas tendencias. El volumen de papaya comercializado se ha duplicado en los últimos cuatro años y el crecimiento en frutos exóticos también es muy importante, aunque todavía los volúmenes comercializados son pequeños.

Este sector está ganando cada vez más terreno en los lineales de los supermercados, incorporándose con mayor frecuencia a nuestros hábitos de consumo y llegando a más segmentos de la población.

Frutas como aguacate y mango, prácticamente desconocidas hace 20 años, se han convertido en comodities y siguen creciendo

Los supermercados quieren de forma continua nuevas referencias, y en el caso de las frutas y hortalizas aún más, ya que es la sección que más rotaciones genera con el consumidor. Demandan frutas que permitan diferenciarse de la competencia, atractivas y sabrosas, como las exóticas

En la cesta de la compra empiezan a aparecer frutas emergentes como papaya, pitaya, litchi o fruta de la pasión. Inicialmente, el interés por las frutas tropicales y exóticas surge de la población migrante que conoce el producto. Más adelante, los consumidores gourmet y la globalización han contribuido a aumentar el consumo. 

Fechas señaladas como la navidad, pascua o ramadán también ayudan a aumentar la demanda de exóticos. En zonas como Canarias, la Costa Tropical granadina o la Axarquía malagueña estas frutas actúan como un reclamo para el turismo.

¿Existe una oportunidad comercial?

España tiene la exclusividad para la producción de estos frutos en la UE y esta circunstancia nos confiere una ventaja competitiva muy importante frente a nuestros competidores. La proximidad al mercado europeo nos permite ofrecer un producto de excelente calidad, madurado en el árbol, y producido bajo las premisas de la producción integrada, garantía de seguridad alimentaria. 

Nuestros costes de distribución también son menores y en parte pueden compensar los mayores costes de mano de obra, y nuestra producción es más sostenible, generando una menor huella de carbono que los frutos que llegan de ultramar vía barco o avión. 

La introducción de estas especies puede contribuir a diversificar nuestro catálogo de productos, fortaleciendo nuestro sistema productivo y nuestra posición frente a las grandes cadenas de distribución 

Se están explorando en España nuevas zonas de producción como Huelva o Cádiz y el arco mediterráneo (Almería, Murcia, Alicante, Valencia y Castellón). También el cultivo protegido bajo plástico o bajo malla está permitiendo extender las zonas de producción y ampliar el abanico de productos. 

¿Puede España ser el jardín de los frutos exóticos para la UE?

Para que la producción española de estos frutos exóticos sea viable es clave conseguir uniformidad y homogeneidad en los productos y una calidad contrastada, que nos permita competir con la producción importada de terceros países, que tiene una calidad estándar ya conocida y establecida.

Es primordial seleccionar muy bien el material vegetal. Tenemos que encontrar la variedad ideal que satisfaga las expectativas del consumidor (sabor, color, aroma, firmeza, etc.) y los requisitos exigidos por las comercializadoras (buena conservación y vida postcosecha) y que sea rentable para el agricultor.

En el mango esta variedad ha sido ‘Osteen’, en aguacate, ‘Hass’ y en caqui, ‘Rojo brillante’. En la fase inicial de cualquier proyecto se trabaja con distintas variedades y es necesario realizar este proceso de selección antes de lanzar al mercado un producto uniforme y consistente. Con estas frutas exóticas es aún más complicado, ya que la misma variedad presenta variaciones en cuanto a la calidad, según las condiciones de cultivo o la época del año. 

Frutos de mango. 

Por eso, también es importante trasladar a los productores las técnicas de cultivo adecuadas para conseguir una cantidad suficiente de frutos de máxima calidad, como el manejo, riego, fertilización, o punto óptimo de recolección.

Este mercado de los exóticos es aún un nicho que tiene que seguir desarrollando la demanda para crecer. Todos los operadores coinciden en que es necesario hacer promoción para dar a conocer estos nuevos frutos, ampliar el calendario de producción y adecuar los precios en los puntos de venta para que el consumo evolucione, poco a poco, de ocasional a habitual y el cultivo sea rentable para los agricultores. 

El consumo del aguacate se ha incrementado notablemente gracias a la promoción llevada a cabo sobre todo desde EEUU, donde se invierten hasta 50 millones de dólares anuales en marketing e investigación sobre sus propiedades saludables. 

El caqui persimon surgió en Valencia como un producto diferente que permitía la exportación, pero era desconocido para los consumidores. Para promocionarlo se creó una Denominación de Origen y se invirtieron inicialmente dos céntimos por kilo producido para promoción. Solo la pasada campaña se destinaron 2 millones de euros en promoción. 

Anecoop, principal operador de papaya de origen nacional, ha multiplicado por 10 las ventas desde 2015 a 2021, pasando de 180 a 1.700 toneladas anuales y ha introducido en el mercado el concepto de papaya verde. El crecimiento de otros exóticos como la pitaya, la fruta de la pasión o el litchi está siendo de entre un 10 y un 20 % cada año. 

Ensayo de cultivo de papaya en la Estación Experimental Cajamar. 

Cultivo de frutas exóticas en invernadero

En la Estación Experimental de Cajamar, colaborando con otras instituciones como la UAL o el ICIA y numerosas empresas del sector, se está trabajando desde 2012 en el cultivo de frutales en invernadero con frutas tropicales y exóticas como papaya, pitaya y maracuyá

En el caso de la papaya se ha comprobado que en las zonas más benignas y con las estructuras de invernadero y la gestión del clima adecuadas se pueden conseguir excelentes cosechas. También se ha avanzado mucho en el manejo del cultivo (fechas de trasplante, densidades de plantación, fertirrigación, punto óptimo de recolección, etc).

La pitaya es viable en nuestros invernaderos y se ha comprobado que pueden superar las 50 toneladas por campaña. Sin embargo, hay mucho aún por hacer, como seleccionar el material vegetal y buscar variedades autocompatibles para facilitar la polinización. Se está explorando también el uso de luz artificial y el cultivo en sustrato (sistema NGS) con resultados prometedores. 

Más recientemente, han introducido la fruta de la pasión (maracuyá) y algunas especies como la gulupa (Passiflora pinnatistipula) y un híbrido morado (P. edulis x colvilli) se están comportando bien y muestran un enorme potencial. 

Flores de pitaya. 

Conclusiones

Se puede concluir que las frutas tropicales y exóticas tienen futuro, pero debemos ser cuidadosos en el proceso de producción y el ritmo de crecimiento. Es importante que el crecimiento de los cultivos y de la producción vayan de la mano del crecimiento de la demanda para no quebrar el sistema:

  • Debemos construir el proyecto a medio, largo plazo con una base sólida de partida. Desde los primeros ensayos hasta que la fruta sale al mercado es necesario madurar el proyecto para evitar fracasos.
  • Uniformidad, calidad y promoción. Debemos hacer una apuesta decidida por la calidad, ofreciendo fruta recolectada en su punto óptimo, madurada en el árbol, rica y sabrosa y promocionar la proximidad, la sostenibilidad y las propiedades beneficiosas para la salud de estas frutas.
  • Concentrar la producción, homogeneizar la calidad el producto, conseguir disponibilidad durante el mayor tiempo posible y una buena aptitud postcosecha.
  • La falta de volumen para comercialización también puede ser un problema.
  • Es importante controlar los mensajes de cotizaciones elevadas que pervierten el mercado y generan expectativas que no son reales.

13 diciembre 2021
Nuevos Cultivos
Producción Vegetal
Te puede interesar
Dron preparado para semillado aéreo

Uso de drones en labores agrícolas

Frente a esta escasez de mano de obra, una de las estrategias a las que se puede recurrir es la automatización mediante el uso de nuevas tecnologías