10 min

Innovación para la sostenibilidad en una empresa de fertilizantes. Entrevista a Sergio Atarés

Fertinagro Biotech desarrollan tecnologías y productos que permitan con la menor cantidad de materias primas minerales y con la selección de materias orgánicas, conseguir una mayor eficiencia de nuestros productos.
Biorreactores de la planta de Utrillas


Fertinagro Biotech es una empresa dedicada a la producción y comercialización de nutrientes vegetales. La compañía pertenece al grupo Térvalis y están presentes en:

  • España
  • Francia
  • Italia
  • México
  • Argelia
  • Argentina
  • Ucrania
  • Portugal

¿Qué papel juega la investigación y la innovación en una empresa de fertilizantes como Fertinagro?

Es la base central de nuestra competitividad, nuestro origen es Teruel, que no se caracteriza por disponer de materias primas para fabricar fertilizantes, es por ello, que desde el origen de Fertinagro, hace casi 40 años, desarrollamos tecnologías y productos que nos permitiesen con la menor cantidad posible de materias primas minerales y con la selección de materias orgánicas más adecuadas a los tipos de suelos españoles, conseguir una mayor eficiencia de nuestros productos.

Esto sigue siendo nuestro objetivo, a partir de nuestro conocimiento cada vez más profundo de nuestros ecosistemas edáficos, conseguir acercarnos al mínimo teórico de aportes de unidades nutrientes para igualar la extracción de los cultivos.

Este es un desafío que necesita cada vez un mayor conocimiento de los agroecosistemas y de su manejo, no solo de los productos más adecuados y de la dosis de estos, sino que también debemos investigar sobre cuándo aportarlos y dónde localizarlos, por lo que, sumando estas necesidades a la complejidad de cultivos, suelos y zonas agroclimáticas, supone un trabajo continuo con la finalidad de conseguir una mayor rentabilidad económica con un menor impacto ambiental.

La sostenibilidad supone garantizar nuestro bienestar sin menoscabar que las generaciones futuras consigan lo mismo

Equipo de trabajo de la planta de investigación en Utrillas
Figura nº 1.- Equipo de trabajo de la planta de investigación en Utrillas

En la Unión Europea se habla mucho de sostenibilidad en la producción de alimentos, pero a la vez de seguridad alimentaria. Eso significa conjugar productividad y sostenibilidad. ¿Crees que es posible?

Sí, absolutamente, deben ser dos caras de la misma moneda, la sostenibilidad supone garantizar nuestro bienestar sin menoscabar que las generaciones futuras consigan lo mismo, y el bienestar de nuestra sociedad depende fundamentalmente del acceso a los alimentos.

Los avances tecnológicos ya disponibles en los sectores de insumos agrícolas, de variedades vegetales y de manejo agronómico entre ellas la digitalización, ya proporcionan importantes mejoras de eficiencia en las explotaciones agrícolas, la adopción de una forma masiva de estas tecnologías hará que sigan mejorando y que nos acerquemos al objetivo como han hecho otros sectores económicos en los últimos años.

En la estrategia de la granja a la mesa se plantea el objetivo de mejorar la eficiencia del empleo del N y del P en la producción agrícola. ¿Es un objetivo alcanzable?

Lo es, de hecho, nosotros conseguimos ya cifras superiores de reducción de unidades fertilizantes a través de nuestros planes de fertilización individualizados.

En estos planes de fertilización individualizados, se aúnan fertilizantes de nueva generación con principios activos bioestimulantes de los procesos rizosféricos o filosféricos, el seguimiento de las explotaciones para ajustar las dosis más adecuadas, el momento más adecuado de la aplicación y la localización precisa a través de nuestros soportes digitales.

Otro de los objetivos de esa estrategia es incrementar el uso de fertilizantes orgánicos. ¿Cómo se ve este objetivo desde una empresa que comercializa fertilizantes inorgánicos?

Imprescindible. Fertinagro nació produciendo fertilizantes orgánicos y organominerales hace ya casi 40 años en Teruel, por lo cual, consideramos que se debía haber realizado mucho antes la potenciación de los fertilizantes orgánicos por varios e importantes motivos, pero fundamentalmente, debido al hecho que el aporte de materias orgánicas a los suelos potencia los procesos biológicos imprescindibles para aumentar la fertilidad de los suelos.

En nuestra visión de la fertilización,la utilización de unidades fertilizantes minerales debería compensar las extracciones productivas de los cultivos, y el aporte de materias orgánicas debe asegurar que la microbiota nativa de los suelos agrícolas realiza sus funciones ecosistémicas de regulación de los flujos de nutrientes, y esto se consigue utilizando las materias orgánicas y los bioestimulantes adecuados a los agroecosistemas, sin presencia de contaminantes emergentes.

El aporte de materias orgánicas a los suelos potencia los procesos biológicos imprescindibles para aumentar la fertilidad de los suelos

La UE también ha fijado como objetivo esencial garantizar la calidad del suelo, evitando la degradación y promoviendo la regeneración. Una de las misiones de investigación se va a centrar el suelo. ¿Qué te parece?

Fundamental, ya que el suelo es el origen del 90% de los alimentos que consumimos los seres humanos, y debemos reconocerlos como un recurso no renovable en la escala temporal humana, crear un solo centímetro de profundidad de suelo productivo puede tardar más de 50 años a través de los procesos naturales de generación, mientras que los procesos de erosión severos degradan ese mismo centímetro en 1 año.

No obstante desde mi punto de vista es la salud del suelo, y no solo su calidad, lo que deberemos abordar los europeos, la calidad se centra en si los atributos físicos, químicos y biológicos del suelo en estudio, son apropiadas para nuestro propósito, por ejemplo la producción agrícola, mientras que la salud del suelo hace referencia a un concepto más amplio de conseguir que ese suelo pueda proporcionarnos todos los beneficios que es capaz de proporcionar adicionales a la producción agrícola, beneficios como el reciclaje de agua y nutrientes, procesos de regulación e intercambio de gases con la atmosfera, y en general todos los beneficios ecosistémicos que los suelos proporcionan cuando se encuentran en un estado saludable.

Detalle de los biorreactores de la planta de Utrillas
Figura nº 2.- Detalle de los biorreactores de la planta de Utrillas

En ese contexto, ¿Qué papel puede jugar el suelo en el marco de la economía circular y qué papel puede jugar una empresa de fertilizantes en ese ámbito?

Los suelos son la clave de la transición ecológica de nuestro modelo socioeconómico que hemos planificado en el pacto verde europeo, son el principal capital natural para la productividad de recursos renovables, que son los recursos que van a tener el papel preponderante en todas nuestras actividades económicas, y por si esto fuera poco, además albergan al sistema de reciclaje más avanzado del que disponemos para circularizar y aprovechar valor embebido de flujos de materiales de la bioeconomía, sistemas naturales de depuración de agua, de recirculación de nutrientes, de intercambio de gases,de regulación climática y atesoran un gran riqueza genética que pueden permitirnos encontrar soluciones farmacéuticas o industriales a los retos de la nueva economía descarbonizada.

Para mantenerlos con la salud adecuada que nos permita obtener todos estos beneficios ecosistémicos, debemos compensar las extracciones y consumos que se den en los procesos de producción de biomasa y alimentos, y ese es el gran reto de la industria de los fertilizantes en esta nueva bioeconomía, con el menor impacto sobre los recursos naturales y reconociendo todas las necesidades no solo de los cultivos sino de todo el agroecosistema, conseguir mantener la salud de los suelos en una época que van a ser la clave de nuestras actividades económicas.

Visto el contexto general del futuro marco de la agricultura, ¿cuáles son los retos más importantes para Fertinagro Biotech en los próximos años?

Adaptarnos a los nuevas exigencias de los consumidores, que principalmente serán que debemos apoyar al sector agroalimentario a garantizar alimentos más nutritivos conteniendo por ejemplo micronutrientes y componentes nutraceúticos que les infieran unas características más saludables, a la vez que garantizamos que son asequibles debido a la productividad y rentabilidad que debemos obtener por hectárea, todo esto con un menor impacto ambiental y una mayor seguridad en cuanto a contaminantes cruzados.

Todo esto deberemos conseguirlo en tiempo récord para poder apoyar a que la agricultura sea un sector tractor de la nueva economía circular.

Cuéntanos alguno de los proyectos internacionales de investigación en los que estáis implicados.

Aunque en las últimas convocatorias vamos a participar en dos proyectos nuevos, creo que el más influyente para Fertinagro será el proyecto FERTIMANURE donde vamos a desarrollar tecnologías para aumentar la sostenibilidad de la agricultura en Europa a través de potenciar la eficiencia en el uso de los estiércoles europeos.

Concretamente el proyecto pretende aprovechar todo el potencial fertilizante que tienen los estiércoles de diferentes procedencias en potenciar la salud de los suelos, no solo las unidades fertilizantes que contiene, sino adicionalmente, el efecto de los componentes orgánicos sobre la estructura física y la riqueza biológica del ecosistema edáfico, sobre esta base, el proyecto pretende complementar en función de la zona agroclimática, las características de los suelos y los cultivos objetivo con aportes minerales para minimizar de esta forma el impacto ambiental dela producción agrícola.

¿Qué papel crees que puede jugar la digitalización en la agricultura del futuro, especialmente en lo que al mundo de los fertilizantes se refiere?

Para conseguir eficiencia es fundamental el manejo de la información, y la digitalización va a permitir monitorizar en cada momento el desarrollo de los cultivos en tiempo real, por lo tanto, el consumo de nutrientes que necesitan los cultivos en tiempo real,lo que permitirá determinar de forma más precisa las estrategias de fertilización, ya que como sabemos además del fertilizante adecuado debemos tratar de añadirlo en el momento adecuado, en el sitio adecuado y en la cantidad adecuada para conseguir un resultado óptimo en cuanto a eficiencia agronómica.

Hay que resaltar que debemos estudiar no solo el caso de los nutrientes minerales, sino también es fundamental la monitorización de la evolución del carbono en los suelos, en nuestra opinión, este es el gran aspecto por trabajar para conseguir los objetivos de sostenibilidad en cuanto a la nutrición de los cultivos.

Y en todo este contexto, ¿crees que el agricultor podrá seguir haciendo rentable su actividad?

Sin lugar a duda, porque como consumidores vamos a reclamar nuevo valor añadido hacia nuestros agricultores, no solo la producción alimentaria de calidad, sino que también necesitaremos un servicio medioambiental que pocos sectores como el agrícola conseguirán.

Estos nuevos atributos de valor, que complementarán a la calidad, competitividad y seguridad que hoy se reclama a los agricultores, permitirá diferenciar la agricultura europea con respecto a las de otras zona productoras, ahora bien, los mecanismos de control para evitar la competencia ambiental desleal deben entrar en funcionamiento de una forma eficaz a medida que se solicite lo que la estrategia de la granja a la mesa pretende, que los alimentos más sanos y sostenibles sean los más asequibles para todos.

Para acabar, nos gustaría que nos contases algo del grupo Tervalis, del que forma parte Fertinagro. ¿en qué ámbitos desarrolla su actividad?

En el grupo Térvalis desarrollamos nuestras actividades principalmente en la industria alimentaria, aunque también tenemos actividad en energías renovables.

Dentro de la industria alimentaria el sector porcino es el de mayor actividad por detrás del sector de fertilizantes. Y posiblemente esta sea una de nuestras particularidades, nuestra integración, en Tergales la producción cárnica se desarrolla a partir de nuestras propias granjas que se nutren de nuestra fábrica de piensos, en los cuales utilizamos el cereal de nuestros campos y de nuestros socios cooperativos, que, a su vez, utilizan los fertilizantes que nosotros mismos producimos.

Esta es la razón fundamental de que hayamos desarrollado tantas tecnologías e instalaciones diferentes de producción de fertilizantes, ya que partimos de la necesidad del sector de la alimentación para desarrollar las soluciones, y no como las grandes multinacionales de fertilizantes que al disponer de yacimientos de materias primas buscan la transformación de la forma mas económica para el transporte y la logística, y en muchas ocasiones esto tiene más incidencia que las necesidades agronómicas de los cultivos.

Por último, pero para nosotros fundamental, es el trabajo de nuestra Fundación Tervalis, donde a través de sus centros especiales de empleo y sus actividades solidarias nacionales e internacionales, pretendemos devolver a la sociedad parte de los que nos ha dado.


28 diciembre 2020
Te puede interesar
Salud de los suelos

Diez curiosidades sobre el suelo

¿Sabías que en un solo gramo de suelo puede haber hasta 1.000 millones de bacterias? Aquí te presentamos un 'decálogo' sobre algunas de las características del sustrato y que no todo el mundo conoce